La otra pandemia: La agonía de restaurantes y bares

Restauranteros en la agonía

* Relegados de todos los esquemas de apoyo gubernamental, viven la peor crisis

Daisy Verónica Herrera Medrano
Reportera

El sector restaurantero en Ciudad Victoria vive en la agonía, desde el inicio de la pandemia a la fecha, no han recibido un solo apoyo gubernamental, fueron excluidos de las reglas de operación de los programas para aminorar los efectos negativos por la crisis de COVID-19.

El Presidente de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y Alimentos Condimentados (CANIRAC), Jorge Bello, habló de una industria que no ha podido encontrar el punto de equilibrio y que día a día sigue soportando las pérdidas económicas.

Respetar las normas establecidas por la autoridad sanitaria ha resultado contraproducente para las ventas, pues apegarse a un horario de cierre a las 10 de la noche ha sido lo más complicado.

“Es muy difícil alcanzar el punto de equilibrio por qué los gastos a la hora de que aperturas el negocio pues se elevan, imagínate la cantidad de energía que gasta un negocio cerrado contra uno que está abierto, aquí en Ciudad Victoria la mayoría de los negocios tiene que tener los aires acondicionados prendidos, por las temperaturas que manejamos, abres el negocio empieza a funcionar, la renta si había alguna consideración por parte del rentero ya no la hay, entonces nos vemos involucrados en un problema financiero, administrativo porque es bien difícil alcanzar el punto de equilibrio”, explicó Jorge Bello.

En cuanto a apoyos gubernamentales, fue enfático en señalar “fuimos muy castigados por qué un programa que sacó el Gobierno Estatal para apoyo a los microempresarios y pequeños empresarios resulta que a la hora que pasamos a la banca qué es quién te va a facilitar el recurso, apenas que ya calificaste por medio de Gobierno del Estado, resulta que nos dicen que el sector turístico donde está el sector restaurantero y hotelero no está dentro de estas clasificaciones ya que se considera una industria de alto riesgo”.

“Te puedo decir que el día de hoy en Ciudad Victoria no habido un solo restaurante que haya podido aplicar o verse beneficiado con este programa de créditos entre el Gobierno Estatal y Nacional Financiera”.

Por ello urgió a establecer un “traje a la medida” del negocio micro qué es donde se ubica el 85% de los restaurantes, donde sea más sencillo obtener un plan de financiamiento, por un montón no mayor a los 150 a 200 mil pesos, en donde no intervenga la banca comercial, sino solo el Gobierno del Estado, Inversión Tamaulipas o incluso el Gobierno Municipal.

TE PUEDE INTERESAR

 

Lozoya afirma soborno a Cabeza de Vaca; Gobernador lo niega

You may like

In the news