Quiebra Banco Famsa

El Banco Ahorro Famsa cerrará sus puertas al iniciar el proceso de liquidación.

A partir de hoy, toma el control de la financiera el Instituto de Protección al Ahorro Bancario (IPAB) para iniciar el proceso de liquidación, lo cual tendrá que hacerse oficial una vez que se publiquen en el Diario Oficial de la Federación las causas de la revocación y cierre del banco.

 

Después de un proceso ordenado, coordinado y transparente de revisión por parte de las autoridades financieras, el día de hoy la Junta de Gobierno de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) notificó a Banco Ahorro Famsa, la revocación de su licencia, debido a una gestión de riesgos inapropiada, operaciones y créditos otorgados a personas relacionadas del grupo por encima de los límites regulatorios, registros indebidos en dichas operaciones, e incumplimiento recurrente a diversas disposiciones normativas.

• Este acto de autoridad se da con el objetivo de proteger a los 580 mil 774 ahorradores del banco con saldo en sus cuentas. Los depósitos de los ahorradores del Banco de Ahorro Famsa están protegidos por el Instituto para la Protección del Ahorro Bancario (IPAB). Sin utilizar recursos públicos, el IPAB garantiza el ahorro de los depositantes. Para hacer efectivo el cobro, los ahorradores pueden ingresar a la página https://apps.ipab.org.mx/PCOP, o llamar al teléfono (55) 7100 0000 donde se les atenderá y se les resolverán todas sus dudas.

• Los recursos que utilizará el IPAB para reintegrar los depósitos de los ahorradores no provienen del presupuesto del Gobierno de México. Tampoco se erogarán recursos de origen fiscal para este proceso de liquidación. El pago del seguro de depósitos se realiza con cargo al Fondo de Protección al Ahorro Bancario, que recibe mensualmente cuotas de todas instituciones de banca múltiple.

• La liquidación del Banco Ahorro Famsa es resultado de recurrentes incumplimientos regulatorios sobre disposiciones normativas desde 2016. Estos incumplimientos y deficiencias se presentaron con anterioridad a la actual coyuntura financiera y económica derivada de las medidas de aislamiento adoptadas para evitar la propagación del COVID-19.

• La liquidación de este banco representa un caso aislado y no es un riesgo para la estabilidad del sistema financiero mexicano. Al día de hoy, el sistema bancario cuenta con los niveles de capitalización y solvencia suficientes que dan seguridad al ahorro de los depositantes mexicanos.

• Las Autoridades Financieras mantienen su confianza en el sistema financiero mexicano y reconocen que este tipo de prácticas no corresponden a la generalidad del buen comportamiento que ha caracterizado a las instituciones bancarias en nuestro país.

You may like

In the news